migrantes-africanos-en-chiapasAnte la continua llegada de migrantes africanos y haitianos a la Perla del Soconusco, el presidente municipal de Tapachula, Neftalí Armando del Toro Guzmán, expresó que solicitarán al Gobierno federal los apoye para aumentar los servicios de salud a ese grupo poblacional.

Por ello, sostuvo que han solicitado a la secretaría de Salud Federal, en específico al Secretario de Salud, José Narro, el apoyo en materia de generar un análisis de esta situación que provoca el fenómeno migratorio de las personas de África, porque el número de extranjeros rebasa las posibilidades de atención.

Dijo que los africanos no migran a Tapachula, pues el municipio solo es un punto de tránsito para llegar a Estados Unidos y utilizan México como paso frontera, por lo que su cometido es llegar al Instituto Nacional de Migración (INM).

Apuntó que las preocupaciones que pueden darse, es la interrelación entre ciudadanía tapachulteca y ellos; además, el cerco sanitario para poder evitar cualquier circunstancia.

El mandatario municipal precisó que Tapachula tiene un naturaleza hospitalaria y celebró a aquellos extranjeros que llegan a la ciudad para hacer turismo, a invertir, a realizar acciones laborales e intercambios comerciales, pero quien vengan hacer daño o hacer algún delito a Tapachula, sin importar su condición migratoria, va a recibir una mano dura.

Del Toro Guzmán manifestó que hasta ahora por parte de los migrantes africanos no ha habido ningún caso de asalto, de alguna acción delictiva de parte de ellos, porque hay un punto de referencia en los salvoconductos migratorios y cometer algún ilícito les perjudicaría.

Aceptó que sí se han registrado dos casos de mendicidad de africanos y les han solicitado a los extranjeros no realicen esa actividad.

El ejecutivo municipal destacó la atención para los migrantes, ya que se les ha ofrecido atención médica gratuita, además, una de las limitantes ha sido el idioma, ya que muchos de ellos no hablan inglés ni español.

Por último, informó que con la ayuda de los tapachultecos que hablan francés, la única petición que les han hecho a los migrantes africanos es que mantengan el buen comportamiento como hasta ahora, para que se mantenga la paz y la cordialidad en la ciudad.

El Gobierno federal es el principal responsable de atender la crisis migratoria, que se ha generado en la frontera de Tijuana, ya que ha a la fecha no han entendido lo que se ha propiciado, y que lamentablemente va en crecimiento, destacó el diputado federal Máximo García, secretario de la Comisión de Asuntos de la Frontera Norte.

El gobernador de Baja California, Francisco Vega de Lamadrid “ha estado insistiendo con las autoridades federales para que se destinen más recursos, porque es una situación que se está saliendo de control y es notable que quienes están asumiendo la responsabilidad son las asociaciones civiles y que básicamente están a su máxima capacidad” señaló el diputado al realizar un recorrido en un albergue de migrantes haitianos.

Añadió que la Comisión de Asuntos de la Frontera Norte solicitará una reunión con el delegado del Instituto Nacional de Migración (INM) Aurelio Vargas Fosado, y con el comisionado Nacional de Seguridad, Renato Sales, para abordar la crisis que está enfrentando Baja California con el arribo de migrantes extranjeros.

El legislador Federal afirmó que ha insistido durante seis meses, sobre el problema migratorio en Tijuana ante las autoridades competentes.

“Es tiempo de realizar un plan definido para atender la contingencias migratoria, en el cual las diferentes dependencias gubernamentales involucradas en este tema se coordinen”, puntualizó.

La Secretaría de Relaciones Exteriores debería coordinarse con los gobiernos de Estados Unidos, Haití, y los países Africanos, para exponer la problemática migratoria en Tijuana, asimismo la Secretaría de Hacienda debería liberar recursos económicos para solventar la crisis migratoria, señaló.

Lamentó que el Gobierno federal no entiende ni atiende la situación emergente que prevalece “nosotros no queremos quemar oficinas ni parques, para que nos hagan caso, pero la realidad es que ya estamos cansados de solicitar recursos, y que solo se quede en una carta de Buenas intenciones” explicó García.

Enfatizó que ante esta situación el tema no debe politizarse, y no se debe perder de vista que la responsabilidad es del Gobierno federal y que posteriormente las secretarías pueden coadyuvar con lo que les compete en el tema migratorio.

“No se trata de decir que si yo soy del PAN y ellos del PRI, la realidad es que sólo queremos ayudar a estos migrantes que lamentablemente muchos de ellos ya no cuentan con recursos económicos para hacer frente a su estancia en la ciudad de Tijuana”, concluyó.

Facebook Twitter Email