Que tal, queridos lectores, a continuación les presentamos la voz de los desprotegidos, de los despreciados, de los ninguneados, de los que tan sólo son observados como una mera mercancía, sí queridas lectoras, nos referimos a la voz de los migrantes, esos seres fantasmales que recorren la república con el diosito santo en la boca. Con ustedes la expresión que desnuda la hipocresía de un sistema que ha hecho de la simulación siniestra, una política de estado:

 

MÉXICO, D.F. (apro).- El padre Alejandro Solalinde, director del albergue Hermanos en el Camino, criticó  la política del gobierno mexicano hacia los migrantes.

Según el prelado, es un Estado servil hacia el norte —hacia Estados Unidos— y “ojete” hacia abajo, con sus hermanos centroamericanos, a quienes los vende “en partes, vivos o muertos”.

En entrevista con Brozo, en el programa El Mañanero que se transmite en Foro TV, Solalinde dijo que “nos hemos deshumanizado. México es un país hacia el norte, servil, de ahí no lo mueve nadie. Y además malentendido porque Estados Unidos no nos pide que atropellemos derechos humanos. Pero en cambio hacia abajo somos ‘ojetes’. Es un Estado ‘ojete’ con sus hermanos de Centroamérica”.

El defensor de derechos humanos destacó que los muros y la política persecutoria de México hacia los migrantes no es la solución.

“Ojalá que el gobierno de México entienda que tiene que ser creativo, que no tiene que fastidiar a sus hermanos, olvidarse de ellos. Se debe de dar cuenta que si sus hermanos están bien van a migrar menos, porque además se va a represar el flujo migratorio”, añadió.

“Los gobiernos de origen no les importa nada, ellos están contentos con las remesas, no les importa lo que sufran (sus ciudadanos)“, dijo Solalinde ,y afirmó que “ahora México los vende [a los migrantes]en todo, en partes, vivos o muertos”.

El pasado 8 de noviembre, el Padre Solalinde denunció que fue encontrada una cantidad “escandalosa” de cuerpos sin órganos, aparentemente de migrantes, en fosas clandestinas.

Afirmó que el hallazgo podría corroborar que “existen organizaciones que usan indocumentados para el tráfico ilegal de órganos ya que aseguro que tanto este delito como el tráfico de infantes existen”.

“Me preocupa porque sí hay tráfico de niños, me preocupa porque hay tráfico de órganos, sí hay, en algún lugar que por ahorita no puedo revelar hay yacimientos de cuerpos sin órganos y esto es grave. Fui informado por autoridades de algún estado, no puedo decir en dónde porque necesitamos ver con las autoridades”, indicó luego de recibir el premio “Juan de Palafox y Mendoza”, que otorga el municipio de Puebla.

 

Facebook Twitter Email